PROCESADORAS DE ALIMENTOS
Elimine más del 90% de la demanda biológica de oxígeno y el total de sólidos en suspensión para una reducción importante de los costos por descarga de aguas residuales industriales o del área necesaria para aplicación al suelo. Alcance sus metas de sustentabilidad mediante el uso de procesos naturales para convertir los desechos en recursos.
Tratamiento agua in situ

Los procesadores industriales que descargan en plantas municipales de tratamiento de aguas pagan costos de alcantarillado que se determinan principalmente por los niveles de flujo, demanda biológica de oxígeno y total de sólidos en suspensión. En algunas ciudades, se multa a los clientes industriales si descargan niveles sobre los límites impuestos por la planta de tratamiento local. Al eliminar más del 90% de la demanda biológica de oxígeno y el total de sólidos en suspensión in situ, la tecnología patentada de BioFiltro genera ahorro de costos desde el primer día para acelerar la rentabilidad de la inversión.

Los procesadores que practican la aplicación a suelo deben cumplir con todos los permisos de descarga de agua y asegurarse de que no saturan la tierra con nutrientes. Realizar un tratamiento previo con BioFiltro no sólo permite a los clientes garantizar el cumplimiento, sino que también reduce el área necesaria. La tierra recuperada puede designarse para otros cultivos, sistemas solares o expansión de la planta, mientras que el flujo de descarga de alta calidad se puede reutilizar para irrigar cultivos comerciales. 

Eficiencia energética

El Sistema BIDA® consume hasta un 95% menos de energía que las tecnologías de tratamiento de aguas residuales tradicionales a la vez que brinda tasas de eliminación similares o mejores. Muchos clientes pueden recibir créditos e incentivos importantes por parte de la empresa de servicios local mientras que los clientes auto generados pueden recuperar kW para usar en otras instalaciones.

  • Proceso de flujo intermitente: la mayoría de las tecnologías de aguas residuales requieren energía 24/7. Las bombas de Sistema BIDA® sólo se activan cuando su instalación descarga y, debido al programa de irrigación intermitente, en general demandan energía por un total de 8 horas. 
  • Requerimiento bajo de energía: los ingenieros de BioFiltro diseñan plantas para optimizar procesos alimentados por gravedad no sólo para disminuir la demanda de energía, sino que también para aumentar la confiabilidad del sistema. Se necesita una cantidad mínima de caballos de fuerza para funcionar y las plantas típicas consumen 0,0007 kWh por 4 litros de agua tratados.